Respuesta de Infonavit a FERRO genera más cuestionamientos sobre caso de unidad habitacional para ferrocarrileros en Azcapotzalco.

Ciudad de México a 31 de agosto de 2021.

La respuesta del Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores entregada al Frente Ferrocarrilero de Reconstrucción Sindical ante la petición de éste para conocer si el Sindicado de Trabajadores Ferrocarrileros de la República Mexicana tiene responsabilidades administrativas, legales o económicas en las irregularidades de la edificación de la unidad habitacional “Democracia Sindical” ubicada en la alcaldía de Azcapotzalco en la Ciudad de México, genera más dudas y deja ver un propósito del Infonavit de eliminar u ocultar las posibles implicaciones del sindicato.

Con base en un escrito entregado bajo el nombre de “Tarjeta Informativa” a FERRO por parte del Infonavit, resultado de una petición hecha por el Frente en las oficinas del Instituto, resulta evidente que en la construcción de la unidad habitacional denominada en el año 2000 “Democracia Sindical” y cuyo nombre actual es “Hogares Ceylán” existieron diversas irregularidades que a lo largo de los años buscaron ser ocultadas o subsanadas por las autoridades.

Sin embargo, la tarjeta informativa del Infonavit no especifica cuáles fueron o son las implicaciones legales, administrativas o económicas que el Sindicato Ferrocarrilero a cargo de Víctor Flores Morales tiene en la construcción de esta unidad habitacional y más bien se trata de un recuento de hechos cronológicos a lo largo de 21 años de esta edificación ubicada en la zona conocida como Pantaco.

Resulta evidente que hubo serias irregularidades en el proceso de construcción de esta unidad, las cuales no fueron explicada en hoja informativa del Infonavit y que motivaron una serie de acciones administrativas posteriores que pudieron haber tenido el objetivo de deslindar de responsabilidades legales al sindicato ferrocarrilero encabezado por Víctor Flores, considera FERRO.

La respuesta del Infonavit acepta que el 31 de mayo del 2000, el Consejo del organismo aprobó un paquete de 740 departamentos para la construcción del Conjunto Habitacional “Democracia Sindical”, para lo cual se creó el fideicomiso FS011019742 entre los trabajadores, el STFRM e Inverlat como fiduciario.

Lo anterior debido a que el predio era propiedad del Gobierno Federal y estaba originalmente destinado a la construcción de una estación de ferrocarriles, por lo que al estar dentro del régimen de dominio público no podía ser objeto de desarrollo y comercialización de viviendas.

Asimismo el texto reseña que en ese año la obra se clausura por parte de la Delegación de Azcapotzalco, “en virtud de que eran apócrifas las licencias aparentemente emitidas por el Gobierno del Distrito Federal en su momento”; sin embargo FERRO asegura que el documento apócrifo fue el de la escritura 8747 presentada por Víctor Flores y el sindicato ferrocarrilero para acreditarse.

El recuento de hechos del Infonavit, dividido en 13 incisos, revela que el Instituto inicio posteriormente el proceso de compra del predio donde se construyó “Democracia Sindical”, con el fin de “recuperar el monto otorgado en créditos a trabajadores, y o evitar un quebranto al Instituto”, sin explicar qué significaba ello.

En el 2006, explica el Infonavit, el predio se desincorporó del Régimen de Dominio Público de la Federación, autorizando su aportación a título gratuito al patrimonio del Instituto por lo que en el 2007 éste recibe de la Secretaría de la Función Pública, en carácter de donación a título gratuito, el terreno y las construcciones.

El Infonavit reconoce que el 31 de enero del 2007, mediante la resolución RCA1694-01/07 su  Consejo aprobó la propuesta para llevar a cabo acciones tendientes “a regularizar el predio denominado Democracia Sindical», sin explicar a qué tipo de regularización se refiere.

En julio del 2010 se presentó el dictamen del Comité de Riesgos del Consejo de Administración, establece el texto del Infonavit a FERRO, por lo que el Frente considera que posiblemente trató de cumplir con la falta de una licencia de construcción (requisito que fue supuestamente subsanado en su momento con la entrega de una licencia también apócrifa por parte del sindicato), así como con la falta de un dictamen de cambio de uso de suelo y de un estudio de mecánica de suelo.

En el 2010, establece la Tarjeta Informativa del Infonavit, se tuvo contabilizado que de los 709 créditos iniciales se habían restituido los derechos a crédito de 644 trabajadores, mediante la cesión de derechos posesorios a favor del Instituto, quedando pendientes 65 derechohabientes.

En abril de 2011, el Infonavit transmite la propiedad del conjunto habitacional al fideicomiso inicial “a efecto de subsanar la irregularidad generada por la ilegalidad de la aportación inicial”, irregularidad que no es explicada en el documento del Infonavit a FERRO.

En noviembre de 2011, se constituye el régimen de propiedad en condominio del conjunto habitacional, que comprende 726 departamentos, 14 locales y 239 cajones de estacionamiento, para que en el 2012 y 2013 el Infonavit realizara la colocación de 696 créditos para la adquisición de viviendas en el conjunto habitacional, que en ese año ya se conocía como “Hogares Ceylán”.

El recuento informativo entregado por el Infonavit a FERRO establece finalmente que “desde hace unos meses” se reestableció el contacto con la fiduciaria Scotiabank a efecto de buscar la extinción total del fideicomiso: “se logró negociar la extinción del fideicomiso sin que mediara pago alguno, actualmente se encuentran en proceso las gestiones tendientes a su extinción”, concluye.

Por lo anterior, FERRO considera que esta información permite confirmar que, en la adquisición del predio, la construcción de la unidad habitacional y su venta, existen irregularidades que intentaron ser ocultadas o “solucionadas” años después del inicio de su edificación, con lo que se buscó deslindar de las irregularidades a Vïctor Flores y al sindicato ferrocarrilero.

Es por ello que el Frente Ferrocarrilero de Reconstrucción Sindical solicita al Infonavit una segunda reunión presencial, con el fin de contrastar información que tiene en su poder con la del Instituto, con el compromiso de ser muy puntual en las peticiones de información, como el caso de la desaparición del fideicomiso original, y así conocer cuáles son todas las probables implicaciones del STFRM y posibles afectaciones a los trabajadores ferrocarrileros sindicalizados en activo y jubilados.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s